Ortoqueratología y su relación con la miopía

Definición de la Ortoqueratología

La ortoqueratología es un tratamiento médico ocular, reversible y seguro, que consiste en el uso nocturno de lentes de contacto especializados, que tienen la finalidad de moldear de forma suave y progresiva la córnea durante la noche y así corregir la visión del paciente. Buscando así que durante el día no sea necesario utilizar ningún otro método de ayuda ocular, como lo son las gafas o las lentes de contacto convencionales.

Para quién es útil

Este tratamiento se dirige a pacientes cuya miopía sea menor de -6.00 dioptrías y con astigmatismos de hasta 1.75 dioptrías. Para personas de todas las edades.

Resulta interesante sobre todo para personas que no pueden utilizar gafas como la mayoría de deportistas. También es útil para aquellos que no pueden usar lentes de contacto como los opositores a fuerzas de seguridad.

Datos a tener en cuenta de la ortoqueratología

  • Apostar por la ortoqueratología es apostar por obtener resultados casi desde el primer momento. En los primeros días de uso ya se aprecian resultados y se obtienen resultados casi definitivos a los 15 días de comenzar la terapia.
  • Las horas necesarias y otras condiciones que deben saberse se conocerán tras asistir a consulta con tu oftalmólogo/optometrista.
  • Es un tratamiento no quirúrgico seguro y eficaz.
  • Es capaz de ralentizar el alargamiento axial, lo que convierte a la ortoqueratología en una buena opción para niños.

 

Sobre Jesús Burón

Antes de que mi vida empezara a tomar forma yo ya era fotógrafo. Me encanta capturar los momentos de mi vida que van a ser especiales. Hago fotos y vídeos a cascoporro. Desde que tengo uso de razón hasta ahora he podido estudiar algunas cosas que me han formado como persona, entre ellas la óptica y la optometría es la principal. Ahora me dedico a la divulgación sobre la salud visual en YouTube como afición pues siempre me ha gustado enseñar lo poquito que se. El resto de mi vida son pequeñas pinceladas que te contaré si quieres que nos tomemos una caña 😉